fbpx
Visitas MINSA

El gobierno de Nicaragua anunció como una de las medidas que tomaría para enfrentar el coronavirus, la visita casa a casa de brigadas conformadas por personal de salud y miembros del partido sandinista, quienes se han hecho acompañar por oficiales de la Policía Nacional, para indicar las medidas que la población debe seguir.

El principal mensaje que difunden las brigadas es la necesidad de lavarse las manos constantemente, no obstante, en algunos casos esta retórica choca con la realidad, porque llegan a comunidades que pasan hasta una semana sin agua, como las comarcas Panamá número 2 y Cañas Blancas, en el municipio de El Rosario, Carazo.

agua potable carazo

Una pipa de la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados abastece una vez pro semana las comunidades. Imagen Stereo Romance

Otro mensaje que llevan a los hogares es que envíen a los niños y jóvenes a clases, porque las clases no están suspendidas, porque confían “en Dios, el comandante y la compañera” de que el coronavirus está controlado.

Leer también: Retienen a 511 personas por querer entrar ilegalmente a Costa Rica, “por descuido del gobierno de Nicaragua”, según ministro de salud

Más allá de los ejes semánticos de los mensajes que comparten las brigadas, no podemos obviar el hecho de que movilizar a esta cantidad de personas es contraproducente y puede ayudar a diseminar el virus, puesto que andan de un punto a otro y sin ningún tipo de protección.

Trabajadores sin ninguna protección realizan las visitas. Video circulado por ciudadanía.

Además, no podemos obviar que entre las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud para prevenir la propagación del virus está que si las familias permanecen en su casa, no deben recibir visitas, porque con ellas puede llegar el coronavirus, así que de nada les serviría estar resguardados.

Leer además: COSEP presentará al gobierno medidas fiscales para disminuir el efecto del coronavirus en la economía nacional

Llegados a este punto, vale la pena preguntarnos para qué sirven las visitas si lejos de proteger a la población, más bien la están exponiendo.

Rechazo de la población 

Las visitas también están dando lugar a que la población rechace a los miembros de estas brigadas y les eche en cara que el gobierno más enérgicas y eficaces para frenar el contagio, con lo que el ambiente se torna tenso y más bien saca de su confort a quienes han decidido ponerse en cuarentena voluntaria.

policia_minsa.jpg

Policía de Jinotepe acompaña a trabajadores de la salud que "concientizan" sobre coronavirus. Imagen circulada en redes sociales. 

La gente demanda a los equipos que les visitan les den mascarillas o alcohol gel y al recibir respuestas negativas, la población reacciona negativamente dado que según afirman con lo que ven en los medios de comunicación es suficiente para saber que hacer ante el virus.