Imagen de referencia

La cantidad de asaltos en el departamento de Rivas mantiene preocupados a los empresarios de las zonas turísticas

El departamento que se ve afectado por la crisis con falta de turistas extranjeros suma una nueva problemática, la delincuencia que puede causar una mayor disminución en la llegada de visitantes. Esta semana, el taxista Álvaro Villarreal murió al recibir varios impactos de bala, al ser interceptado por tres hombres en el barrio La Puebla, en Rivas. 

En septiembre, los pobladores en esta zona del país también denunciaron que los delincuentes andaban al acecho robando vehículos. En menos de un mes ya habían robado tres automóviles. 

Reyna Triguero, presidenta de la Cámara Nicaragüense de la Micro, Pequeña y Mediana Empresa Turística (Cantur) en San Juan del Sur, manifestó que para hacer frente a la delincuencia y ante el poco apoyo policial, los empresarios formaron un grupo en WhatsApp para mantenerse informados ante cualquier situación anómala.