Imagen de referencia

Existe una serie de alimentos que a temperatura baja no solo se dañan sino que también pierden sus propiedades positivas, cambian su aspecto y sabor.

Genial.guru hizo para una lista de los alimentos que no debes almacenar en el refrigerador.

Aguacate

Si pones un aguacate inmaduro en el refrigerador claro que se volverá más suave pero no será porque se haya madurado sino por la humedad que absorberá a través de su cáscara. Por lo tanto, su lugar está en la mesa.

Patatas

A las patatas tampoco les gusta el frío, las temperaturas menores a 7°С las vuelven dulces, lo cual daña su sabor. Y después de cocerlas, tendrán mucha más acrilomida cancerígena que las patatas normales. La manera perfecta de almacenar esta verdura es en una bolsa de papel y en un lugar fresco pero no frío.

Chocolate

A temperaturas bajas, el chocolate se cubre de una capa blanca desagradable. Lo que sucede es que con el frío en la superficie del chocolate se empiezan a notar los cristales de la sacarosa. Como consecuencia, el postre pierde su sabor y aspecto.

Frutas tropicales

A temperaturas bajas, las frutas se empiezan a pudrir y emiten sustancias nocivas. Es mejor guardarlas en un mueble de cocina envueltas en varias capas de papel, y almacenarlas en un lugar seco a temperatura ambiente.

Albahaca

Al igual que las flores recién cortadas, es mejor almacenar la albahaca sumergiendo sus tallos en agua. En el refrigerador las hojas se marchitan rápido, pierden su aroma y con el tiempo empiezan a absorber aromas ajenos.

Cebolla

La humedad en el refrigerador no ayudará a la frescura de las cebollas, debido a eso se volverán suaves y no aptas para consumo, se dañarán rápidamente. Además, la humedad excesiva fomenta la aparición de bacterias nocivas y hongos.

Café

Bajo ninguna circunstancia almacenes café en el refrigerador, a menos de que tu objetivo sea absorber con su ayuda los olores desagradables de otros alimentos. El frío y la humedad harán que los granos pierdan instantáneamente su aroma, así como también absorban todos los olores ajenos. Es mejor almacenar el café en un lugar oscuro, seco y fresco o si necesitas conservarlo para después, guárdalo en el congelador.

Aceite de oliva

Se recomienda almacenar el aceite de oliva a una temperatura de +12 a +16°С. En el refrigerador el aceite puede empezar a separarse en capas, producir un residuo y cambiar su consistencia de líquida a más densa.

Miel

El frío y la humedad del refrigerador ayudan a la cristalización y la miel pierde su textura, sabor y propiedades positivas más rápido de lo normal. Si la almacenas de manera adecuada, básicamente no tiene fecha de caducidad. Mantenla en un frasco bien tapado en un lugar oscuro a temperatura ambiente.

Tomates

En el refrigerador los tomates pierden sus propiedades de sabor, ya que el aire fresco detiene el proceso de maduración así como también influye negativamente en la textura de la pulpa.

Pan

Algunas personas conservan el pan en el refrigerador. Pero debido a eso se vuelve más duro rápidamente. Si en tu casa hay más pan del que puede comer tu familia, mejor prepara crutones.

Berenjenas

A las berenjenas, parientes de los tomates, tampoco les gustan las temperaturas bajas. En el refrigerador se cubren de manchas, se marchitan rápidamente y pierden su sabor, por lo tanto, es mejor almacenarlas a temperatura ambiente.

Plátanos

En el refrigerador cualquier tipo de plátanos se ponen más oscuros y se vuelven poco atractivos rápidamente. Si ves en la frutería plátanos casi negros, no quiere decir que estén muy maduros sino que los han almacenado mal durante su transportación.