fbpx
eszh-TWenfr

 Esthela Rodríguez, madre de Edward Enrique Lacayo conocido como la loba  en medio de lagrimas expresó que su hijo inició una huelga de hambre

La madre de “la Loba” ha pedido a las autoridades del sistema penitenciario a tomar ninguna represalia por la huelga de hambre que ha iniciado su hijo pidiendo la libertad de todos los presos políticos.

“A los del sistema penitenciario quiero pedirles de todo corazón que ellos tienen madre, tienen familia, les pido encarecidamente que no tomen represalias contra mi hijo por estar en ese acto hermoso” dijo la madre de “La loba”

Otra de las preocupaciones de los familiares es que esta huelga de hambre pueda alterar la diabetes de la que padece. “Es diabético y con una huelga de hambre pueda tener consecuencias mayores”

“Ellos son rehenes, mi hijo es un rehén de este gobierno, bandido y malvado, no tiene nombre lo que están haciendo con todos los reos políticos indicó la madre del reo político durante una conferencia

La Loba sentencia

El autoconvocado Edward Lacayo, conocido como la loba fue sentenciado a 15 años de cárcel por trafico de drogas.

“Ya esperábamos esa pena, porque hubo un debate fuerte en la audiencia respecto a eso, porque es una situación normal que la Fiscalía pide penas máximas contra los autoconvocados sin fundamentar el porqué”, dijo el abogado julio Montenegro Montenegro

Montenegr además agregó que en  el juicio, la juez no aceptó los planteamientos de la defensa y solo aceptó los de la Fiscalía, recalcó Montenegro, quien promovió incidentes de nulidad, que también fueron rechazados.</p>

<p>En abril pasado, la madre del preso político —Estela Rodríguez— denunció que Lacayo Rodríguez estaba durmiendo en el suelo, no le pasaban su medicamento contra la diabetes ni la comida que ella le llevaba, un maltrato que probaba que las autoridades lo consideraban un reo político y no común, como lo quieren hacer pasar.

  Lacayo, de 45 años de edad, es uno de los masayas de Monimbó que lideró las protestas contra el régimen orteguista desde el 18 de abril de 2018. Fue detenido el 15 de marzo de este año, acusado de narcotráfico, lo que su madre niega rotundamente, y explicó que la casa donde viven se está cayendo y fue herencia de su madre.

“Mi hijo es un hombre trabajador, que ha luchado por lo que él cree que es justo, apoyando a los jóvenes. Mi hijo es inocente”, sostiene  Estela Rodríguez