fbpx
Jue, 04 Junio

LA RADIO QUE SE VE, SE SIENTE Y SE ESCUCHA

Stereo Romance - Nacionales

35c1dfdfdec532c273d18eaaada6d380 W1065

La Unidad Nacional Azul y Blanco (UNAB) notificó el jueves a la Policía , de una marcha convocada mañana sábado a las 2:00 p.m., con un recorrido de la rotonda Centroamérica hacia el monumento Alexis Argüello, en Managua. 

El consejo político de la UNAB hizo el anuncio en una conferencia de prensa en la que explicaron que la notificación fue presentada en la sede nacional de la Policía, conocida como Plaza El Sol.
Guillermo Incer Medina, miembro del consejo político de la UNAB, relató que los policías los atendieron con amabilidad, aunque no firmaron el recibido en la notificación.

La UNAB hizo ver en el documento entregado a la Policía, que están ejerciendo el derecho político “de concentración, manifestación y movilización pública de conformidad con la ley”, que establece el artículo 54 de la Constitución Política de Nicaragua.

Incer manifestó que le están dando la oportunidad al Gobierno de cumplir con los acuerdos suscritos en la mesa de negociación, en alusión al acuerdo de fortalecer los derechos y las garantías ciudadanas.

Quizás también te interese

La firma de este compromiso fue dada a conocer el 29 de marzo pasado, como parte de los avances del Diálogo Nacional entre representantes del régimen de Daniel Ortega y el grupo opositor agrupado en la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia. Sin embargo, la Policía continuó reprimiendo las protestas y permitiendo que los simpatizantes del orteguismo ataquen a los manifestantes azul y blanco.

“Lo que nosotros esperamos ver es qué tan dispuestas están las autoridades a ser fieles a su palabra y a los compromisos firmados frente a los testigos y los garantes internacionales”, expresó Incer.
Incer agregó que el derecho a la protesta no debería estar bajo riesgo. Por eso, insisten en salir a las calles a manifestarse como lo permite la Constitución Política y como lo ratificaron en los acuerdos firmados en la mesa de negociaciones.

“Estamos decididos y firmes a ejercer nuestros derechos en este momento, que es clave. La ciudadanía tiene que comprender que solo la movilización en las calles, la presión interna, va a conducir al cumplimiento de los acuerdos”, dijo Incer.

Más de setecientas personas fueron detenidas por participar en las protestas civiles, de las cuales 647 siguen en prisión y 167 tienen casa por cárcel.