fbpx
Vie, 25 Septiembre

LA RADIO QUE SE VE, SE SIENTE Y SE ESCUCHA

Stereo Romance - Departamentales

Secuestrador

La Policía Nacional busca al sujeto de nombre Jesner Richardson Obando, alias “El Perro”, de 25 años, como presunto responsable de la desaparición de una menor de 11 años, en el Caribe de Nicaragua.

Autoridades policiales trabajan en la búsqueda de Richardson, señalado de secuestrar a la niña de 11 años. El hecho sucedió en la comunidad el Empalme de Alamikamba, en el Caribe Norte.

Leer además:Capturan a hombre que violó a niña de 11 años en Jinotega

Según declaraciones de la mamá de la menor a un medio local en el municipio de Rosita, ella estaba atendiendo una visita, aproximadamente a las 7:00 de la noche, cuando la niña pidió le prestara el foco para ir a la letrina y ya no volvió más.

“La niña me dijo, mama, présteme el foco, voy air a la letrina, esto fue a las 7 de la noche, se la levantó del servicio y solo encontramos tirado en la puerta el papel, quiero que me regrese la niña y que lo echen preso, porque mi niña está chiquita, y ya es costumbre para él”, dijo la mujer.

La angustiada mamá sospecha que el sujeto buscado es el responsable de la desaparición de la niña por lo que de inmediato puso la denuncia ante las autoridades correspondientes.

“La niña es delgadita, vestía un pantalón rosadito, blusita blanca, pelo largo y clarita”, expresó la preocupada madre
La madre solicita a las autoridades policiales que capturen al sujeto y regrese la niña, y si alguien la ve pasar con alguien como de 25 años favor llamar al 87630840.

Crimen de dos niñas en el Caribe

La consternación y la impotencia embargan a los habitantes del Caribe, este fin de semana en la comunidad Lisawes, en Mulukukú, dos niñas perecieron asesinadas a machetazos.

El crimen atroz lo cometió presuntamente Rosario Soza Centeno en horas de la tarde de este sábado 12 de septiembre, el sujeto ya se encuentra en manos de las autoridades y será juzgado por el hecho.

Quizás también te interese

La niña de 10 años primero sufrió violación por parte del perpetrador y luego pereció degollada. Mientras que a su hermana, de 12, la encontraron hasta en la noche y tenía exactamente 12 machetazos.

La señora Carmen Rodríguez Dávila, mamá de las víctimas, llegó con ellas al río, que está a escasos metros de su casa, con el fin de bañarse, sin embargo, cómo era una zona en la que a diario se bañaban y es donde habitan, no pensó que habría peligro si quedaban solas.

El hecho culminó en tragedia después de que el señalado cometiera el aberrante acto del cual familiares y población en general piden no quede impune.